Make your own free website on Tripod.com

FAUNA DE SABANEQUE

FALCONIFORMES STRIGIFORMES CAPRIMULGIFORMES

INDICE
PROTOZOOS
CELENTERADOS
GUSANOS
CRUSTACEOS
ARACNIDOS
INSECTOS
MIRIAPODOS
MOLUSCOS
PECES DULCEACUICOLAS
PECES CIEGOS
ANFIBIOS
LAGARTIJAS
OFIDIOS
TORTUGAS
AVES
GALLIFORMES GRUIFORMES CHARADRIIFORMES PODICIPEDIFORMES PELECANIFORMES PROCELLARIIFORMES CICONIIFORM
FALCONIFORMES STRIGIFORMES CAPRIMULGIFORMES
COLUMBIFORMES PSITTACIFORMES CUCULIFORMES APODIFORMES TROGONIFORMES CORACIIFORMES PICIFORMES
PASERIFORMES
CINEGETICA
MAMIFEROS
MURCIELAGOS
VENADOS
MANATI
INTRODUCIDOS
MUSEO DEL MAR
CUEVA DE LA JUTIA
CUEVA DEL CALOR
PALMITA DE JUMAGUA
LEYENDAS DEL MOGOTE
ENLACES (LINKS)
VIDEOS

FALCONIFORMES

 (Gavilanes, Halcones, Cernícalos, Auras)

tt-huevos-de-aura---.jpg

Familia: Cathartidae

 

AURA TIÑOSA (Cathartes aura aura). Residente. El aura,que normalmente era la dueña y señora del microbosque del río Sagua llamado Charco La Palma (entre las barrancas de las calles Colón y Estrada Palma, aproximadamente), ha sido desplazada en su totalidad y todos los farallones y verticales rocosas de difícil acceso de los Mogotes de Jumagua, han sido invadido por la cathartes, principalmente las dos lomas del Este donde se pueden ver sientos de sus huevos. El aura es un ave grande, sus alas abiertas sobrepasan el metro y pueden pesar hasta 4 libras.

 

 En las ciénagas del norte a veces nos vemos sorprendidos por “raros visitantes” del continente. Aquí existen además la confluencia de cuatro habitats diferentes como lo son: 1-Montaña; 2-Cueva; 3-Acuático; 4-Sabana; lo que da como resultado una mezcla fantástica deespecies. Las Cathertes y Falcónidos unidos a Lechuzas y Golondrinas de Cueva, compartiendo el mismo espacio con Corúas de agua dulce, Guareaos, Sabaneros,Sinsontes, Arrieros y gran infinidad de géneros que dan un hermoso colorido a este antiguo bosque tropical. El bullicio resultante de todos los hábitats de la ciénaga dan un toque musical inigualable en todo el territorio de Sabana-Sabaneque.

Familia: Accipitridae

 

GAVILAN CANGREJERO (Buteogallus anthracinus gundlachi). Endémico. Mide 54 centímetros.También le dicen “Gavilán Batista” o “Copete”; es de un color carmelita oscuro pero la mitad exterior de las alas por debajo son blancas. El primer ejemplar lo ví en 1978 en la playa “El Piñón” al nordeste de Sagua; en comunicaciones personales se le ve frecuentemente en Isabela de Sagua, Uvero, Carahatas, costa de Corralillo, cayos Esquivel, Cristo y Los Ensenachos. Se alimenta de cangrejos pero los campesinos, que no diferencian las especies, le disparan porque “son un peligro para sus pollos” (dicen).

GAVILAN BOBO (Buteo platypterus cubanensis). Endémico. El Gavilán Bobo mide 38 centímetros de largo; su coloración es de un pardo oscuro pero por debajo se le ven muchos puntos blancos; Lo observé  por primera vez en 1979 en Loma Bonita aunque los campesinos de toda el área lo reportan. Vive en todos los grupos boscosos que rodean a Sagua (El Mogote, El Mamey, Corazón de Jesús, y El Purio). Nuestros aborígenes le llamaban “Guaraguao”.

GAVILAN DE MONTE (Buteo jamaicensis solitudinis). Residente. Mide 56 centímetros.  Es de un color café que se oscurese más en las alas. Le dicen también “Gavilán Pollero”, teniendo mucho repudio por parte de los campesinos criadores de aves. Se le ve por los Mogotes de Jumagua, Lomas del Mamey, Monte Ramonal y El Purio.

GAVILAN DE COLA LARGA (Accipiter gundlachi). Endémico. Que muchos llaman erróneamente Halcón, de un color azul ceniza, cola larga y redondeada, su tamaño es de 84 centímetros; lo vimos por primera vez en El Mogote y en El Mamey en 1971. En ocasiones más recientes lo hemos vuelto a ver en la ciénaga norte de El Mogote, pero solo una observación minuciosa como la nuestra puede descubrir a esta preciosa ave de presa que se oculta en el denso bosque, no tenemos muchos reportes de campesinos o cazadores.

GAVILAN CARACOLERO (Rostrhamus sociabilis). Residente. Mide 43 centímetros. Lo vimos en la loma de Lutgardita en 1973 cuando un grupo de personas lo señlaban y no lo hemos vuelto a ver más. Es muy dificil de avistar o quizás ya van quedando menos de ellos.

tt-dibujo-halconcitocubano---.jpg

HALCONCITO CUBANO (Accipiter striatus fringilloides). Endémico. El cual muchos confunden con el Cernícalo. Tiene unos 32 centímetros de longitud (el más pequeño de los Halcones en América del Norte) pero sus alas son cortas y redondeadas a diferencia del Cernícalo que las tiene alargadas y punteagudas; su cabeza es más pequeña proporcionalmente con el cuerpo que en el Cernícalo. Sus huevos fueron encontrados por primera vez precisamente en nuestra región por Pedro Saavedra el 3 de Enero de 1966 en Monte Alto, Vegetales (río Sagua La Grande), siendo esta la primera vez que se descubrían en todas Las Antillas. Saavedra los halló en la copa de una palma cana desmochada, según su descripción eran muy manchados.

Familia: Pandionidae

 

GUINCHO (Pandion haliaetus carolinensis). Residente. Mide 58 centímetros. Se le llama también “Osprey”  o “Guaraguao de Mar”, Es de color café oscuro por encima y blanco por debajo incluyendo cuello y cabeza. Lo hemos observado en varias ocasiones desde Isabela de Sagua hasta Playa Uvero. Capturamos uno (1983) el cual he disecado para el Museo del Mar de Caibarién.

tt-dibujo-cernicalo--.jpg

CERNICALO (Falco sparverius sparverioides). Endémico. Mide 28 centímetros. Lo pude observar en el río Sagua en 1970 aunque Albert lo colectó vivo en 1979 en Los Mogotes de Jumagua pasando a nuestra colección. Se le ve frecuentemente hasta en nuestros propios patios de Sagua. Existe una subespecie emigrante muy parecida que a veces se le ve por esta zona que puede confundirse con este, se trata del Falco sparverius sparverius que tiene tres franjas oscuras en la cola a diferencia del Cernícalo que tiene solo dos. Abunda entre Quemado de Güines y Rancho Veloz.

CERNICALO AMERICANO (Falco sparverius sparverius). Residente de Invierno. Mide 27 centímetros. Muy parecido a nuestro Cernícalo endémico. Esta especie norteamericana nos visita en invierno. Una caracterítica visible que los pueden diferenciar es que este tiene tres franjas oscuras en la cola mientras que nuestro Cernícalo solo tiene dos. Visita los Mogotes de Jumagua

HALCON DE PALOMA (Falco columbarius). Residente de Invierno. Mide 30 centímetros. Es de una tonalidad gris azulado bastante oscuro en su lomo. Tiene a nuestros Mogotes de Jumagua como un sitio de visita en sus migraciones donde lo estamos viendo en los meses finales desde 1972.   

HALCON DE PATOS (Falco peregrinus). Residente de Invierno. Mide 46 centímetros. Es de color café oscuro por arriba y blanco amarillento por debajo. Su cabeza es negra.También se le llama “Halcón Peregrino”. Es otro de nuestros visitantes de fin y principios de año por la zona de Jumagua, Chinchila y el río Sagua La Grande.

STRIGIFORMES

(Lechuzas, Buhos, Siguapas, Cárabos, Cotuntos)

Familia: Tytonidae

 

LECHUZA COMUN (Tyto alba furcata). Residente. Mide 38 centímetros. Son de un color blanco amarillento.

 

    La lechuza Tito alba furcata es abundantísima en las cuevas de El Mogote (Jumagua) en las cuales pueden verse numerosos nidos en lo alto de los farallones, pero incluso en cuevas menos visitadas las he encontrado en farallones más bajos al alcance de la mano. Como esta especie regurgita los bolos alimenticios que no pueden digerir, nos resulta muy sencillo rebuscar entre esa red de huesos y pelos para darnos cuenta de cual es la fauna que esta consume, siendo curioso señalar que, a pesar de encontrar restos de ratones en todos las egagrópilas de El Mogote, el corto radio de caza de cada una de ellas identifica muy claramente la cueva; por ejemplo en los nidos de Cueva del Murciélago y Cueva del Abono se ven porcientos mayores de golondrinas y murciélagos que en las de Cueva del Agua donde abunda la Rana Toro entre estos restos óseos de los nidos, y en las solapas y cuevillas de la ladera norte o Ciénaga vemos otras aves que no encontramos en los anteriores. Recientemente (1974) identificamos restos de arrieros, negritos , y otras aves que abundan en esta ciénaga de la ladera norte, así como lo que me ha parecido alguna osamenta de lagartijas. En las cuevas de las laderas Sur también es mayor el porciento de restos de insectos (coleópteros) que los de la ladera norte lo cual nos indica un patron muy interesante en el comportamiento de nuestra lechuza jumaguense.

tt-lechucitas-cueva--.jpg

LA LECHUCITA “GASPAR”. Un ejemplo de adaptación y domesticidad lo experimentamos con un pequeño ejemplar de la especie Tyto alba furcata (Lechuza) el cual criamos casi desde su nacimiento cuando lo traímos de un nido en una de la cuevas de El Mogote. Se adaptó perfectamente al improvisado nido comiendo todo tipo de alimento con la ayuda de una pinza. Durante su crecimiento mostró ser una excelente mascota siendo acariciada por los niños del barrio sin mostrar las más mínima agresividad. Gran parte del tiempo permanecía en mi hombro mientras yo escribía este libro o estudiaba. Gaspar, como le llamábamos fue siempre la mascota de mi pequeña hija Maritcita, siendo paseado en su cochecito de muñecas por las calles de Sagua sin que Gaspar ocasionase el más mínimo problema. Claro que la gente no podía creer que la niña paseara a su lechuza como si tratara de un gato. La superstición tradicional ha discriminado a esta bella ave considerándola como “ave de mal agüero” (que anuncia o presagia desgracias) y solo su chillido nocturno al pasar sobre el tejado de una casa provoca la santiguación de todos los miembros los cuales pronuncian a la vez: “solavaya…a mi casa no vaya”, refiriédose a la muerte u otra desgracia. Como resultado de esta superstición, la lechuza común es un ave rechazada por la sociedad. Aunque esta repulsa popular la beneficia en cierto modo al no ser cazada por “el temor a las desgracias” por otra parte le perjudica la poca atención o interés hacia su protección natural, brindándose prioridad a especies más atractivas .

 

tt-dibujo-lechucita--.jpg

Es una curiosidad señalar que una gran lechuza volaba muchas noches sobre nuestra casa y se posaba en el tejado dando largos gritos que para los vecinos resultaban espeluznantes. He llegado a pensar que se trataba de la madre de Gaspar que sospechaba su presencia en mi casa y le traía bocados que yo encontraba al día siguiente, pero ¿desde El Mogote hasta mi casa le pudo seguir el rastro?. Gaspar, nuestra lechucita, creció y voló de ida y vueltas en muchas ocasiones, pero hace solamente unos meses se alejó para siempre hacia su verdadero medio ambiente, no pierdo las esperanzas de encontrármela algún día por Jumagua y volverle a entregar un amistoso bocado en su pico.

tt-lechuzita-gaspar--.jpg

CARABO (Asio flammeus flammeus). Residente. Mide 38 centímetros. Es muy parecida a Tyto alba en tamaño y forma pero más oscura con ojos y pico más concentrados. En nuestra región la lechuza “Cárabo” es menos abundante que la lechuza común Tyto alba en una relación de 10 a 1, pero aunque en pocas cantidades a veces la vemos por El Mogote y otros montes de la región. En 1973 la observamos en Corazón de Jesús.(Ver: Capítulo)

Familia: Strigidae

 

     SIGUAPA (Asio stygius siguapa). Endémico. Mide 43 centímetros. Mantiene aún el nombre que le dieron nuestros indios. No es muy común ver a una Siguapa y solo los que estamos en el monte al acecho con prismáticos hemos tenido esta dicha de verla en varias ocasiones, claro que los campesinos sí la ven “y sienten” con más regularidad y la consideran un ave de mal agüero; algunos le dicen “Buho” para diferenciarla de la Lechuza, pues esta es de un pardo muy oscuro y la caracterizan “dos penachos de plumas” sobre la cabeza que dan la idea de un par de orejas grandes. La hemos visto en el camino que bordea a los Mogotes por el lado norte en varias ocasiones, también en nuestros campamentos en las lomas del Mamey y en algunas exploraciones por diferentes campos de Encrucijada, Mata y San Diego del Valle. En los Mogotes de Jumagua existe la leyenda de una “Siguapa Gigante” (Ver: “Mitos y Leyendas del Mogote”).

SIJU PLATANERO (Glaucidium siju). Endémico. Mide 18.5 centímetros. Es la Lechuza más pequeña de las Antillas (18 centímetros) llamada así por frecuentar los platanales, “no por comer plátanos”, pues su alimento consiste en insectos y lagartijas. En ocasiones se ve alguna en nuestros patios de Sagua y son communes (pero no abundantes) en los bosques de El Mogote, Mamey y río Sagua La Grande. Su color general es pardo oscuro con ojos amarillos. En mi colección tengo un ejemplar disecado que me fue donado recientemente por un muchacho del barrio el cual cazó en el río. Se caracteriza por girar su cabeza completamente mostrando hacia el frente las dos manchas de su nuca que dan la impesión de ojos. Son diurnos y nocturnos. Los aborígenes le decían “Sijú Cuyaya”.

SIJU COTUNTO (Gymnoglaux lawrencii). Endémico. Mide 21.5 centímetros de longitud, siendo un poco mayor que el Platanero (que mide solo 18 cms). Su color general es pardo oscuro con ojos oscuros. Lo hemos encontrado en el interior de las cuevas del Mogote en varias ocasiones y por lo tanto lo hemos incorporado al catálogo bioespeleológico de la región. Nunca habíamos intentado capturarlo hasta que recientemente (1982) nos donaron un ejemplar proveniente de El Mogote. Los aborígenes le llamaban “Sijú Cucuba”.

CAPRIMULGIFORMES

 (Guabairos, Querequetés)

tt-mogotes-guabairo.jpg

Familia: Caprimulgidae

 

     GUABAIRO (Caprimulgus cubanensis cubanensis).Endémico. Mide 28 centímetros. Un primer ejemplar de esta especie pasó a nuestra colección recientemente cuando Javielito, nuestro grumete del grupo espeleológico Sabaneque, que hacía sus labores de guardabosques por las lomas de los Mogotes de Jumagua, se lo encontró y atrapó vivo por la parte norte de la cordillera entre las lomas y las ciénagas. Es la primera vez que lo vemos en el área y no conocemos otro reporte visual anterior a pesar de los tantos años que llevamos escudriñando cada rincón de este bosque. Tiene un rostro verdaderamente feo y abre la boca en proporciones exageradas con relación a su cabeza. Alrededor de la boca tiene unas cerdillas parecidas a largos y gruesos pelos. Son de un color carmelita oscuro que le permite un buen camuflaje con los suelos de los bosques.

 

CONTADOR DE VISITAS

Tintin Collection 1985